Páginas vistas en total

viernes, 21 de agosto de 2015

Dormir de costado y más de 6 horas ayuda a prevenir el Alzheimer y otras dolencias neurodegenerativas ya que el sistema glinfatico lleva las neurotóxicas proteínas beta amiloides y tau al sistema linfático.

Dormir de costado y más de 6 horas ayuda a  prevenir el Alzheimer y otras dolencias neurodegenerativas ya que el sistema glinfatico lleva las neurotóxicas proteínas  beta amiloides y tau al sistema linfático.


La posición para dormir que más beneficia a tu cerebro


http://www.critica.com.pa/viva/la-posicion-para-dormir-que-mas-beneficia-tu-cerebro-402951




Foto cortesía de es-us.vida-estilo.yahoo.com
es-us.vida-estilo.yahoo.com
Viernes, Agosto 21, 2015 - 15:30
Dormir lo suficiente ayuda al cerebro a eliminar las toxinas que pueden provocar Alzheimer.

Una nueva investigación realizada con animales desvela que cierta posición para dormir también puede contribuir a que el cerebro se deshaga de las sustancias nocivas.

Los seres humanos suelen dormir de costado. Curiosamente, también es la posición más común en los animales cuando están en su hábitat natural. Una fascinante investigación realizada recientemente en la Universidad de Stony Brook revela por qué: dormir en posición lateral parece mejorar la eliminación de residuos del cerebro, lo que podría prevenir el Alzheimer y otras enfermedades neurodegenerativas.

Hace unos años, investigadores de la Universidad de Rochester descubrieron que el cerebro tiene su propio sistema de limpieza, conocido como el sistema glinfático. Es similar al sistema linfático del cuerpo, solo que el sistema glinfático se especializa en eliminar los residuos del cerebro.

Se trata de un hallazgo significativo porque algunos de estos residuos, específicamente las proteínas beta amiloides y tau, contribuyen al desarrollo del Alzheimer y otras enfermedades neurodegenerativas.

Sabiendo que el sistema glinfático está más activo durante el sueño, los científicos de la Universidad de Stony Brook se preocuparon por comprobar si la posición al dormir incidía sobre el buen funcionamiento de este sistema. El estudio, publicado recientemente en la revista Journal of Neuroscience, se valió de resonancias magnéticas (IRM) con contraste dinámico de imágenes para observar las vías glinfáticas de roedores bajo anestesia en tres posiciones diferentes: de costado (posición lateral), de espalda (posición supina) y bajo vientre (decúbito prono).

“Los roedores que dormían en posición lateral eliminaban un 25% más de proteínas beta amiloide que cuando estaban en posición prona o supina”, le dijo a Yahoo Health la Doctora Helene Benveniste, profesora de la Universidad de Stony Brook y autora principal del estudio.

La eliminación eficiente de residuos asegura que estos no se acumulen en el cerebro. “Cuando la beta amiloide se acumula, puede formar placas agregadas que son muy difíciles de eliminar para el cerebro”, dijo Benveniste. Estas placas son un indicio de la enfermedad de Alzheimer, según la Asociación de Alzheimer.

Cómo el cerebro elimina los residuos
El sistema glinfático consta de canales que corren junto a todos los vasos del cerebro, explicó Benveniste. El líquido cefalorraquídeo circula a través de estos canales por todo el cerebro, incluso en las partes más profundas del mismo, para eliminar los residuos. Estos desechos pasan al sistema linfático y de ahí a la sangre para ser expulsados.

El sistema glinfático está prácticamente inactivo durante el día, explicó Robert Rosenberg, Doctor en osteopatía y autor de Sleep Soundly Every Night, Feel Fantastic Every Day, quien no participó en el nuevo estudio. Durante el sueño, el tamaño de los canales aumenta en un 60%, lo que permite que el fluido cerebroespinal se mueva con mayor rapidez a través del cuerpo, afirmó.

El descubrimiento del sistema glinfático resulta “una gran revolución… porque nos da una idea de por qué dormimos”, dijo Rosenberg. “Parece que una de las razones por la cual dormimos es para limpiar al cerebro de las toxinas que se acumulan durante el día”.

Dormir de lado puede mejorar este proceso porque fomenta que el flujo de líquido cefalorraquídeo circulé a través de los entresijos del cerebro, explicó Benveniste.

“Dormir boca arriba o boca abajo no es una buena idea porque en estos casos los fluidos salen antes de tiempo y no entran en el cerebro, sino que fluyen hacia otros lugares, incluyendo la médula espinal”, dijo.

También existen otras razones para dormir de lado, señaló el Doctor en Medicina y experto en sueño W. Christopher Winter, quien tampoco participó en el nuevo estudio. “La posición lateral también es mejor para los ronquidos y apnea durante el sueño”, dijo. “Suelo sugerirle a las personas que duerman sobre sus costados pues, aunque puede provocar un poco de dolor en los hombros y las caderas, y no ayuda a reducir la influencia de la fuerza de gravedad sobre los senos, probablemente sea la posición más saludable”.

El sueño profundo es crucial para la función cerebral
A pesar de que los nuevos hallazgos son interesantes, Rosenberg ha dicho que aún no tiene la evidencia necesaria para aconsejarles a sus pacientes que duerman de lado para prevenir el Alzheimer. “Es fascinante que dormir en posición lateral sea beneficioso para los roedores, se trata de un descubrimiento que puede tener otras implicaciones. Pero yo no les recomendaría a las personas que duerman de lado solo por esa razón”, dijo Rosenberg. “La enseñanza más importante es que debemos dormir bien por la noche” porque así el sistema glinfático funciona mejor.

“Si solo duermes cuatro o cinco horas por la noche, quizás tengas problemas para concentrarte y enfocarte”, añadió. “Y puede explicar por qué la incidencia del Alzheimer es mayor entre las personas que duermen menos de seis horas al día durante años”.

Para fomentar un sueño profundo, Rosenberg recomienda:
1. Evitar la cafeína antes de acostarte ya que tiende a despertarte durante la noche.
2. Mantener un horario fijo de sueño-vigilia (es decir, ir a la cama y levantarte a la misma hora cada día) para regular los ritmos del cuerpo.
3. Limitar el consumo de alcohol antes de acostarte pues este impide conciliar un sueño profundo.
4. Evitar las luces azules antes de irte a dormir, como las que emiten los teléfonos y ordenadores portátiles, dado que afectan el sueño profundo.


Benveniste comentó que ella y sus colegas están estudiando cómo se puede regular y mantener el sistema glinfático durante toda la vida “con el propósito de estimular la eliminación de los residuos y prevenir las enfermedades”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario