Páginas vistas en total

martes, 29 de diciembre de 2015

Las empresas de hidrocarburos se preparan para precios bajos en 2016.// Por ERIN AILWORTH encontrado en el WSJ

Las empresas de hidrocarburos se preparan para precios bajos en 2016


http://lat.wsj.com/articles/SB12089018415047934821004581446324128928858?tesla=y


Yacimiento de gas de Chesapeake Energy en Pensilvania. Chesapeake  es una de las empresas que ha tenido que rebajar el valor contable de sus activos.

Yacimiento de gas de Chesapeake Energy en Pensilvania. Chesapeake es una de las empresas que ha tenido que rebajar el valor contable de sus activos. PHOTO: BRETT CARLSEN/REUTERS


Por ERIN AILWORTH


Actualizado Miércoles, 30 de Diciembre de 2015 0:05 EDT



En una señal de que los productores de energía de Estados Unidos estiman que los precios de los hidrocarburos seguirán bajos en 2016, varios de ellos han seguido recortando sus presupuestos.

Ocho empresas, entre las cuales figuran ConocoPhillips Co. y Marathon Oil Corp., gastarán en conjunto US$21.000 millones menos en 2016 que en 2014, cuando el precio del petróleo superaba los US$100 por barril. Desde entonces, la cotización del crudo estadounidense ha caído 60% para ubicarse en alrededor de US$37 el barril.

ConocoPhillips planea reducir la inversión el próximo año en 55% comparado con su presupuesto de 2014, para dejarla en US$7.700 millones. La reducción de Marathon es más radical, de 60%, y su presupuesto de gasto en 2016 será de US$2.200 millones.

En teoría, presupuestos tan limitados debieran impactar la producción, pero algunas empresas prevén que las mejoras de eficiencia les permitirán extraer más petróleo en 2016, pese a gastar menos en sus operaciones. ConocoPhillips proyecta que su producción aumentará en hasta 3% en 2016.

Mientras más demore en caer la producción de crudo en EE.UU., más prolongado será el ciclo de precios bajos, una tendencia que ya ha producido una oleada de rebajas en el valor contable de activos.

Las empresas de hidrocarburos utilizan los precios de las materias primas para estimar el valor de sus reservas de gas y petróleo en el suelo, de modo que cuando los precios disminuyen, tales valuaciones sufren las consecuencias. En los últimos 12 meses, la cotización del petróleo ha descendido de US$69 el barril a US$37,6 el barril, mientras que la del gas natural lo ha hecho de US$4 por Unidad Térmica Británica (BTU por sus siglas en inglés) a menos de US$2 por BTU.

El retroceso de los precios del gas natural está impactando a los productores estadounidenses con igual fuerza que el de los precios del crudo.





Las fisuras se pueden apreciar en los resultados más recientes de las empresas, que en su conjunto realizaron rebajas contables del orden de los US$60.000 millones en el tercer trimestre, según S&P Capital IQ. Algunos de los cargos contables más altos corresponden al gas natural, que se ha derrumbado casi 51% en los últimos 12 meses, lo que supera el declive de 46% del petróleo.

Los cargos del tercer trimestre representan casi la mitad de las rebajas contables de cerca de US$134.000 millones anunciadas en 2015. Algunos de las empresas energéticas más destacadas de EE.UU., como EOG Resources Inc. y Occidental Petroleum Corp., registraron cargos contables de US$2.000 millones o más debido a que el descenso en la cotización del gas natural redujo el valor de sus activos.

Las grandes depreciaciones de activos sugieren que “el dinero invertido en el pasado no ha producido un buen desenlace económico”, dice Tom Driscoll, director gerente de Barclays. “Las empresas adquirieron activos que hoy no valen lo que pagaron por ellos”.

En forma colectiva, los productores estadounidenses de hidrocarburos están anunciando rebajas contables sobre sus activos mucho mayores que las que asumieron tras el derrumbe de los precios del petróleo en 2008.

Los cargos son una señal de que muchas compañías estiman que los precios de la energía van a seguir siendo bajos y podrían replantear sus planes para perforar en áreas más caras o inexplotadas, dicen expertos del sector.

La Comisión de Bolsa y Valores de EE.UU. ha presionado a los productores para que ofrezcan detalles sobre cómo un periodo prolongado de precios bajos puede afectar el valor de sus reservas, en particular en los lugares que no han perforado, dice Marc Folladori, abogado de Haynes and Boone LLP, una firma que asesora a empresas de energía.

“Son tiempos sombríos”, manifestó. “En el caso del gas, están en un punto en el que producirlo es menos o no viable desde el punto de vista económico”.

Un exceso de gas natural ha contribuido a la caída de los precios en los últimos años, mientras que las exportaciones a gran escala que podrían reducir el suministro no deberían tener un impacto importante sino hasta 2020. Además, las temperaturas inusualmente altas del invierno estadounidense este año tampoco han ayudado. La demanda de gas natural para calefacción en los hogares sería más baja que en años anteriores.

La mayor rebaja contable del tercer trimestre fue registrada por EOG, según los datos provistos por S&P Capital IQ. La empresa de Houston atribuyó el cargo contable de US$6.300 millones a la desvalorización de varias propiedades, principalmente yacimientos gasíferos que envejecen y a menos áreas de perforación en EE.UU. Las propiedades afectadas, que en su momento llegaron a valer US$8.900 millones, ahora valen unos US$2.600 millones, una reducción de 70%, debido a los menores precios del gas, dijo la compañía, que no ofreció más detalles.

Occidental registró una cargo de más de US$3.000 millones en el tercer trimestre y vinculó US$924 millones de ese monto a sus operaciones de gas en EE.UU. La empresa se ofreció más detalles.

A su vez, Chesapeake Energy Corp. y Southwesten Energy Co., dos empresas que extraen más gas que crudo, también fueron golpeadas. Chesapeake asumió un cargo contable de US$5.400 millones en sus activos de petróleo y gas, entre otros, mientras que la rebaja contable de Southwestern ascendió a US$3.000 millones. Ambas compañías declinaron referirse al tema.

Las rebajas contables muestran qué compañías compraron activos a precios altos y ahora acumulan una deuda excesiva o están gastando más de la cuenta, dicen analistas.


“Estas son las empresas que no sobrevivirán este ciclo y se verán obligadas a consolidarse”, dijo Daniel Katzenberg, analista de Robert W. Baird & Co.

No hay comentarios:

Publicar un comentario